El Tratamiento Potencial para el Cáncer Pancreático Mutado BRCA se Desempeña Bien en un Ensayo

Según una historia de BioPortfolio, AstraZeneca y Merck anunciaron recientemente los resultados de un ensayo clínico de fase 3 que analiza olaparib (comercializado como LYNPARZA®) como tratamiento para el cáncer pancreático metastático mutado con BRCA. El ensayo utilizó olaparib, un inhibidor de la PARP, como tratamiento de primera línea para pacientes con cáncer de páncreas cuya enfermedad no había progresado después del tratamiento con quimioterapia con base de platino. El ensayo indicó que el medicamento podría ser un tratamiento eficaz para el cáncer pancreático mutado con BRCA.

Sobre el Cáncer de Páncreas

El cáncer de páncreas es una de las formas más peligrosas de cáncer. La enfermedad afecta el páncreas, que es un órgano glandular que está situado detrás del estómago. Parte del motivo por el cual el cáncer de páncreas es tan peligroso es que rara vez produce síntomas perceptibles hasta que alcanza una etapa avanzada y comienza a propagarse. Sin embargo, incluso cuando se detecta antes, es difícil de tratar con eficacia. Los factores de riesgo para el cáncer de páncreas incluyen ser hombre, edad avanzada, ascendencia afroamericana, antecedentes familiares, tabaquismo, obesidad, diabetes, pancreatitis crónica y una dieta rica en carnes rojas, carnes procesadas o carnes cocinadas a temperaturas muy altas. Los síntomas incluyen depresión, dolor abdominal superior, ictericia, diabetes, estreñimiento, pérdida de peso y pérdida de apetito. Los enfoques de tratamiento para este cáncer incluyen cirugía, quimioterapia y radioterapia. Incluso con un tratamiento intenso, el cáncer de páncreas casi siempre regresa. La tasa de supervivencia de cinco años es sólo el cinco por ciento. Para obtener más información sobre el cáncer de páncreas, haga clic aquí.

Resultados del Ensayo

Los resultados del ensayo indican que el tratamiento con olaparib pudo tener un impacto sustancial en la supervivencia libre de progresión en los pacientes que lo utilizaron. La terapia pudo reducir el riesgo de progresión de la enfermedad o la muerte en un 47 por ciento. Esto dio lugar a una supervivencia media libre de progresión de 7.4 meses en comparación con solo 3.8 meses con el placebo. El 34 por ciento de los pacientes seguían sin progresión después de un año; esto se redujo a 22 por ciento después de dos años.

Teniendo en cuenta las tasas mínimas de supervivencia a largo plazo para el cáncer de páncreas (especialmente cuando comienza a diseminarse), estos hallazgos fueron muy alentadores. Los resultados también resaltan que es fundamental que los médicos y los pacientes sepan si su cáncer está relacionado con una mutación BRCA, ya que esto puede llevar a una gama más amplia de opciones de tratamiento que pueden tener un impacto considerable en la supervivencia.

Olaparib está actualmente aprobado en muchos países para el tratamiento de otros cánceres relacionados con las mutaciones BRCA, como el cáncer de mama metastásico y el cáncer de ovario avanzado.


Share this post

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
Cerrar menú